Los sacrificios que le agradan al Señor

¿Qué espera Dios de nosotros?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.